Gracias Ulises por tus batallas – Álvaro D’Marco

$15.00

El Ulises clásico reencarna en la novela de Alvaro D’Marco, no para ser Apolo sino para ser más que un hijo de Dionisios. Este Ulises en sus batallas es un antropófago del sexo, y esa hambre insaciable que lo lleva de una mujer a otra, no es para rendir y saciar el apetito de la copula solamente, sino para potenciarlo más, mucho más, de allá que Ulises cuando está¡ con una mujer quiera estar con otra o todas a la vez. La multiplicidad es insaciable. Porque Ulises ha descubierto las debilidades que acechan a las mujeres y a través de esas debilidades que se esconden entre la piel, las lágrimas y el deseo de ser amadas por siempre, Ulises se introduce en ellas como un virus……Cuando estalla el Caracazo, testimonia con agudeza descriptiva la explosión primitiva de una colectividad que parecía dormida o dopada. En ese evento social, se le revela que la pulsión instintiva de los otros está en función del saqueo anarquizado y planificado. El saqueador quiere tener, no ser. Cuando ocurre el fallido golpe de Estado del 4 de febrero de 1992, gana la certidumbre de que ahora habrá de estar sometido a la insatisfacción, la carencia, la hambruna, la peste y la tortura.

Categoría: Etiquetas: ,

Descripción

Gracias Ulises por tus batallas – Álvaro D’Marco

Libro: Gracias Ulises por tus batallas

Autor: Álvaro D’Marco

Género: Novela

Sinopsis

El Ulises clásico reencarna en la novela de Alvaro D’Marco, no para ser Apolo sino para ser más que un hijo de Dionisios. Este Ulises en sus batallas es un antropófago del sexo, y esa hambre insaciable que lo lleva de una mujer a otra, no es para rendir y saciar el apetito de la copula solamente, sino para potenciarlo más, mucho más, de allá que Ulises cuando está¡ con una mujer quiera estar con otra o todas a la vez. La multiplicidad es insaciable. Porque Ulises ha descubierto las debilidades que acechan a las mujeres y a través de esas debilidades que se esconden entre la piel, las lágrimas y el deseo de ser amadas por siempre, Ulises se introduce en ellas como un virus……Cuando estalla el Caracazo, testimonia con agudeza descriptiva la explosión primitiva de una colectividad que parecía dormida o dopada. En ese evento social, se le revela que la pulsión instintiva de los otros está en función del saqueo anarquizado y planificado. El saqueador quiere tener, no ser. Cuando ocurre el fallido golpe de Estado del 4 de febrero de 1992, gana la certidumbre de que ahora habrá de estar sometido a la insatisfacción, la carencia, la hambruna, la peste y la tortura.

Valoraciones

No hay valoraciones aún.

Sé el primero en valorar “Gracias Ulises por tus batallas – Álvaro D’Marco”

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.